Arecibo: Un Paraíso en Potencia

0
3193

Por: Rubén O. Gómez
Arecibo es uno de los pueblos más grandes de Puerto Rico. Bañado por las olas del Océano Atlántico, distinguido por sus edificios históricos que esconden un pasado español, algunas personas aún no conocen los tantos atributos que este pueblo tiene. Fundada en el año 1616, la Villa del Capitán Correa es conocida también como Arasibo por sus orígenes taínos. Rica en flora, sus paisajes, tanto en el campo como en la playa, te dejarán sin aliento.

También cuenta con diversos deportes extremos que puedes practicar como: escalar rocas, kayakear en el Lago Dos Bocas, patinar o correr BMX en el Arecibo Skatepark, visitar la única escuelita de surfing y bodyboarding en la playa Casipesca o deslizarte en tu tabla o bodyboard por las grandes olas de las costas del barrio Islote. Además, puedes disfrutar en bicicleta por las veredas del Bosque Cambalache, visitar la escuela de parapente en Cabra Loca y ver a Arecibo desde lo más alto, practicar downhill skate por todo Arecibo, visitar la pista de autos de carreras para los fiebrús de los carros, participar en torneos de pesca de marlin y pez vela. También puedes disfrutar de tu kayak en la Cueva Oscura del Río Tanamá y de su espectacular vista al salir del túnel. Arecibo ha sido anfitrión de varias competencias internacionales de distintos deportes.

 

Se han realizado: competencias de bodyboarding en las grandes olas de la Marginal o del Paseo Víctor Rojas, festivales de paracaidismo donde cientos de paracaidistas de diversas partes del mundo caen por los cielos arecibeños, y competencias de motocross en el coliseo Manuel Petaca Iguina, cuna de los actuales campeones del baloncesto de Puerto Rico, Los Capitanes. Como atractivo turístico, contamos con Cueva Ventana donde puedes ver a Arecibo y a Utuado a más de 1,000 pies de altura a través de una formación rocosa con una vista increíble. Por otra parte, tenemos la Cueva del Indio en el Barrio Islote donde se ha grabado una serie de películas. Esta cueva te permite ver rastros de nuestros indios taínos, como también te permite disfrutar de un arco rocoso de 60 pies de alto y del verdor de la flora. Si lo tuyo es la astronomía, Arecibo te da la oportunidad de explorar el espacio en el radiotelescopio más grande del mundo: el Observatorio de Arecibo. Para gozar de la tranquilad te recomiendo el Bosque Cambalache con sus veredas de mariposas y su fauna en su máxima expresión.

 

En él, puedes viajar en bicicleta por los caminos o acampar, lo que te dará el descanso mental perfecto. En el Lago Dos Bocas puedes practicar la pesca pasiva y hasta comer en un restaurante ubicado al otro lado de la orilla. También puedes disfrutar de la impresionante salida del rio Grande de Arecibo, sede del Festival del Ceti, en el que se avistan ballenas y delfines desde cualquier parte costera del pueblo entre los meses de diciembre a abril. Otros lugares que no puedes dejar de visitar son la bahía del Muelle y el Arecibo Lighthouse, construido en el 1898 por los españoles. Esta ciudad tiene mucha historia plasmada en cada rincón; ven y disfrútala.